Explorar

Descubriendo Londres: cómo visitar Richmond Park

El pasado mes de septiembre (parece que haya pasado una eternidad pero fue hace menos de un año), me fui por primera vez de viaje sola, literalmente sola. Y digo esto porque he hecho algún viaje sin conocidos pero en el destino íbamos en grupo guiado por lo que, técnicamente, iba acompañada. Desde entonces no paro de recomendar a las mujeres de mi alrededor que hagan al menos un viaje solas porque es una experiencia muy enriquecedora y liberadora.

Poder hacer lo que quieras y cuándo quieras me pareció algo brutal y muy necesario de experimentar. Pero dejando eso de lado y sin enrollarme, el sitio que elegí para ese viaje fue Londres.

Adoro Londres.

Algunos me entenderéis y otros no, pero es una ciudad que me aporta muchísimo. Esos cinco días sola, no solo pude hacer lo que me apeteciera y visitar todo aquello que quería sin depender de los intereses de otras personas, si no que fueron cinco días en los que la inspiración, las ideas, las ganas de aprender, de conocer y de descubrir no me abandonaron en ningún momento. Fue genial.

Pero a parte de lo que me enriquece a nivel intelectual y creativo, hay algo que adoro de Londres y son sus parques. Sus parques y la vida que hay en ellos. Sobre todo porque siempre que he ido a la ciudad he pillado un tiempo muy bueno y para los que no lo sepáis, en cuanto hace algo de sol, allí que va la gente a disfrutar del buen tiempo.

En esta ocasión, al tener tanto tiempo a mi disposición (da igual, aún así me dejé infinidad de cosas por ver y hacer), decidí que me acercaría a Richmond Park.

richmond park

Información técnica

Richmond Park es el Parque Real más grande de Londres, nada más y nada menos que 955 hectáreas. Al igual que el resto de parques de la ciudad, fue anteriormente un coto de caza real pero actualmente no sólo se ha convertido en un parque abierto a todo el mundo y de entrada gratuita, si no que es una reserva natural y un área de conservación, lo que enriquece más la visita ya que podrás ver ciervos en su estado natural.

Cómo he mencionado, la entrada es gratuita y libre; y el horario es de 7 a 19,30h.

En la página web tienes mucha información del parque y también un plano descargable. Allí podrás ver, aparte de las entradas, los senderos, los puntos de interés… los baños públicos y las cafeterías. No te olvides que los baños públicos en Inglaterra se pagan, así que lleva monedas.

Por último, decirte que hay un autobús gratuito en el Parque que conecta algunas entradas y que te puede interesar. En el plano también está marcado.

richmond park
richmond park

Ubicación

El Parque está ubicado en Richmond upon Thames cerca de Kew Gardens y está aproximadamente a una hora y veinte partiendo de Trafalgar Square, pero el tiempo variará en función de dónde empieces el trayecto y que líneas cojas.

Desde aquí tienes que ir a Embankment Station, coger la District Line dirección Wimbledon y bajarte en Putney Bridge Station. A escasos metros de la estación de metro, verás en el puente varias paradas de bus. Allí tendrás que coger el número 85 hacia Kingston y bajarte en Robin Hood Lane 🙂 o el número 265 hacia Tolworth y bajarte en Vale Crescend Robin Hood. Después os tocará caminar unos 20 minutos.

De todas formas, Richmond Park no se le resiste a Google Maps así que podréis usarla y veréis que no tiene ninguna perdida.

richmond park map

Cómo visitar Richmond Park

Tienes tres formas para realizar la visita al Parque y cada uno dependerá de lo que te guste / apetezca / o de tu presupuesto.

La primera y más barata, es recorrerlo a pie. En la web tienes la guía del Parque donde puedes ver los distintos senderos que hay y lo que puedes ir viendo, con las entradas y salidas marcadas.

Las entradas y salidas serán muy importantes si usas otra de las modalidades más usadas para visitar el Parque y es recorrerlo en bici. Si vives allí y tienes bici, puedes llevar la tuya, pero si estás de paso, en determinadas entradas (no en todas), puedes alquilar unas bicis. En el plano aparece esos puestos.

Por último, puedes recorrerlo a caballo. No es la opción que te recomiendo pero no lo hago por dilemas morales y éticos, pero de poder hacerlo, se puede. Sólo tendrías que investigar un poco dónde contratar esos servicios.

richmond park
richmond park
richmond park

Consejos

Después de haber estado creo que no le saqué todo el partido que se le podía sacar al lugar y me gustaría que a ti no te pasara lo mismo, así que aquí te digo algunas cosas que yo habría hecho distinto.

  • Reserva todo un día al parque y ve por la mañana.

En primer lugar, no hagas como yo y vayas por la tarde. Eso hizo que no tuviera todo el tiempo que me habría gustado para descubrir los recovecos del parque y ahora que veo fotos me estoy dando cuenta de que me he perdido algunas cosas que me habría encantado ver, cómo es la panorámica del parque desde el mirador de King Henry’s Mound o unas puertas de madera diseñadas por Joshua de Lisle que se conocen con el nombre de “The Way”.

Otra de las cosas buenas de ir por la mañana es que no estarás cansada. Yo llevaba toda la mañana pateando las calles londinenses con lo cual, cuándo llegué a Richmond Park ya estaba algo cansada. Lo que hizo que tampoco tuviera muchas energías para ponerme a subir laderas.

  • Lleva calzado cómodo o si vas en sandalias, ten a mano unas toallitas húmedas.

Este punto es importante sobre todo si vas en sandalias, que se puede hacer porque en el parque hay senderos lineales y facilísimos, pero de tierra. Así que indiferentemente del calzado que lleves acabarás con los pies o las zapatillas sucias. Imagínate luego ir con los pies sucios por el centro de Londres. Yo fui con zapato cerrado pero eso tampoco ayudó a que me sintiera más cómoda con ellas sucias.

  • Agua, comida y protector solar.

No está de más decir que al ser un Parque Natural tan grande, necesitarás agua para hidratarte y algo de comer por si pasas todo el día o por si te entra hambre. En cuánto al protector, hay muchos tramos donde no hay sombra y aunque pensemos que en Londres el sol no te va a quemar… bueno.

  • Ve un día soleado.

Esto no me ha pasado pero sí que lo he oído así que yo te lo comunico para que tu experiencia sea lo mejor posible. Una de las cosas más interesantes que tiene el parque son los ciervos. Si hace buen día saldrán a tomar el sol; a descansar a la sombra de un árbol o a pasear. En cambio, los días malos y de lluvia suelen resguardarse por lo que no se ven casi. Cómo queremos que la visita sea perfecta, es preferible escoger el tiempo adecuado.

  • No los atosigues. Respetalos.

Por último, por favor, no te eches encima de los ciervos cuándo los veas. Respeta sus espacios y sus señales. Algunos te intentarán alejar de ellos y otros, cómo me pasó, incluso pasarán a tu lado en los senderos. Pero ten siempre presente que estás en una reserva natural y que ellos no están allí para entretenerte a ti; no los han puesto para que el turista venga a hacerse las fotos de rigor y ya está, así que respeto ante todo.

richmond park
richmond park

Por último, solo puedo decirte que disfrutes. Disfruta de la paz que se respira, del ambiente, de los amigos que se han reunido para hacer un picnic; de los ciervos que están tranquilamente a su rollo. Disfruta de la naturaleza y la fauna que hacen a éste sitio tan especial. Y déjalo tal cuál te lo encontraste, no intentes alterar su hábitat.

Si quieres estar al tanto del contenido que iré subiendo sobre Londres, puedes entrar en esta sección.

Estudiante de Comunicación. Aficionada a los viajes, la naturaleza, la fotografía y la literatura. Utilizo ésta plataforma para mostrar aquello que me apasiona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies