Resumen

Aunque su inauguración oficial  tuvo lugar el 17 de noviembre de 1869, en 2017 se cumplen 150 años desde que el primer barco atravesó el Canal de Suez, un canal que cambió una forma de viajar en plena era Victoriana. Para celebrarlo sacamos esta novela inspirada en tan histórico acontecimiento.

Un banquero suizo que administra las finanzas de la construcción del Canal de Suez, un joven ingeniero egipcio comprometido con el progreso de su país, y un mujer rodeada de misterio que envolverá a ambos, conforman el triángulo de una historia que tiene como escenario la obra monumental que cambió los viajes entre oriente y occidente. La lucha sin escrúpulos por el poder y el dinero en los restos del imperio otomano y los intereses de la Inglaterra victoriana, Francia y Prusia, arrastran al lector en el trepidante ritmo de esta novela, en la que transitan personajes como Lesseps, Eugenia de Montijo, Flaubert, Dostoievski, Verdi, Eiffel o Pasteur. Su lectura conduce a una época de glamour ya desaparecida marcada por el ferrocarril, los barcos a vapor y el telégrafo.


Opinión personal

Eres la luz de mis ojos nos habla de una complicadísima historia de amor entre un banquero suizo y la hija de un antiguo noble que lo perdió todo; una mujer enigmática y buenísima lectora.

La falta de comunicación y de confianza, los malentendidos, las mentiras y las distancias tanto físicas como cercanas harán que los protagonistas de ésta historia sufran y no sepan cómo solucionarlo.

Pero mentiría si dijese que la novela sólo es eso, una historia de amor difícil. Eres la luz de mis ojos es mucho más que eso, porque el fondo de la novela es la construcción del Canal de Suez aunque también sale a la superficie la posibilidad de construir el Canal de Panamá.  

Nuestro banquero suizo es uno de los patrocinadores de la construcción del canal; además de un aventurero al que le gusta descubrir tierras nuevas, experimentarlas, y que cree fervientemente en la necesidad e importancia del Canal de Suez. Sin embargo, son muchos los problemas e inconvenientes que tendrá que hacer frente por apoyar éste proyecto. Por suerte tiene a su lado a una gran persona, un buen amigo que será su mano derecha en el proyecto de Suez.

La amistad entre ellos es una de las cosas que más me han gustado de la novela. Me parece muy bonito cómo la autora construye ésta relación y lo real que la convierte, con sus buenos momentos, los malos, los celos, todo. Cómo cruza fronteras y cómo se mantiene a través del tiempo a pesar de los malos momentos. 

Sin embargo, tengo que decir que su lectura se me hizo pesada; tal vez por la lentitud de la historia o a lo mejor porque no era mi momento para la lectura de éste libro. No lo sé.

También me quedé con las ganas de que se profundizara  aún más en la construcción del canal y las repercusiones que tuvo no sólo para Egipto, si no para el mundo entero. Además de conocer mejor las condiciones de trabajo de los empleados que participaron en la construcción, a pesar de que la autora da algunas pinceladas se quedan muy  superficiales.

Lo bueno es que me dieron muchas ganas de investigar el tema y profundizar en él, y para mi es muy importante, sobre todo en una novela histórica, que me provoque inquietud, curiosidad y un querer saber más. Creo que esta inquietud es un reflejo de la gran investigación y el gran trabajo que ha hecho  María José Rivera para que su novela fuera lo más fiel posible a la construcción del Canal de Suez.



Please follow and like us:
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial